Negocio por Internet desde Casa

Negocio por Internet desde Casa

Empezar un negocio por internet desde casa no requiere de una gran inversión monetaria o de experiencia altamente especializada en computadoras o internet. En efecto, es sorprendentemente fácil y barato crear una página web generadora de dinero. A pesar de que tengas algunos gastos cuando empieces tu negocio por internet desde casa, son gastos menores cuando los comparas con los gastos involucrados en empezar un negocio tradicional. Referidos-Negocio-por-Internet-desde-Casa

Por ejemplo, para un negocio tradicional necesitarás una locación o punto de venta y hay una cuota de arrendamiento asociada con el inmueble, que te puede costar miles a mes. Con un negocio por internet, tienes el costo mensual del alojamiento web que puede ser tan bajo como $10/mes.

Si te sientes abrumado o congelado con el miedo de lo desconocido, necesitarás seguir leyendo. No es abrumador o de miedo si lo desglosas en partes más pequeñas. La lista siguiente te ayudará a conseguir los pensamientos y moverte hacia la dirección correcta.

  1.  Determina cuánto dinero necesitarás invertir en tu negocio en línea. Necesitarás un presupuesto para los servicios, productos, herramientas, y recursos educativos requeridos para tu negocio. Como mínimo, necesitarás un nombre de dominio, un alojamiento web, y una página web para empezar.
  2. Decide tu nicho, tema, producto o servicio. Tienes muchas opciones tales como crear una página web o blog, promover productos de afiliados, o vender mercadería en subastas en línea, sólo por nombrar algunas. Si vas a vender productos en tu propio sitio web, necesitarás un proveedor y un software de carrito de compras. Si necesitas una página web temática, necesitarás recolectar una base de datos de artículos e información para presentar a tus visitantes. Necesitarás hacer algo de investigación de mercados para encontrar qué tan interesante es tu producto o servicio. Empieza a pensar acerca de cómo puedes posicionarte mejor que la competencia.
  3. Empezar un negocio en línea sin educarte no es recomendable. Está bien estar ansioso y emocionado por comenzar, pero estás poniendo en peligro tus posibilidades de tener éxito al lanzarte a un negocio por internet sin una buena base fundamental. Consigue toda la información que puedas, pero también invierte en la mejor información y productos educativos. Mientras más aprender, más fácil será el proceso. No sientas que tú tienes que aprender todo antes de comenzar. Sólo necesitas tener una buena base porque después de eso, aprenderás haciendo.
  4. Educándote a ti mismo, serás capaz de identificar qué herramientas necesitarás para empezar y promover tu negocio. Entiende que probablemente el aspecto más importante de tu negocio será el marketing de tu sitio web. Un increíble sitio web no es nada sin visitantes. Sin visitantes, no tienes ni una posibilidad remota de hacer ventas. Cada dueño de un sitio web necesitará tráfico y herramientas de marketing, como autoresponders y publicidad pay per click. Aprende todas las opciones disponibles para hacer marketing de tu sitio web y para incrementar el tráfico y las ventas.
  5. Maneja tu tiempo sabiamente. Esto es un reto constante para muchos de los dueños de negocios desde casa. Es tan fácil distraerse cuando estás en casa, más que en el lugar de trabajo tradicional. Establece un horario y metas para lo que quieres lograr y para cuando quieres lograrlo. Escribe tus metas que necesitar conseguir para el día y táchalas cuando las hayas acabado. Esto puede sonar simplista pero en realidad ayuda a mantenerte en el camino.
  6. Haz un compromiso y no trates esto como un hobby. No te metas en tu negocio por internet desde casa pensando que está bien si no tienes éxito. En lugar de eso, continúa sabiendo que triunfarás. Comprométete a hacer lo que sea necesario para hacerlo funcionar. Mantente enfocado en tus metas y ten la creencia y confianza en ti mismo de que las alcanzarás.